Noticias

En pleno 2022, gestionar un negocio requiere de esfuerzos adicionales si se busca una posición privilegiada en un mercado enormemente competitivo. Te enseñamos a qué tener en cuenta para elegir un ERP.

Las herramientas de gestión, han resultado ser una alternativa bastante eficiente que se traducido en el aumento de la productividad y rendimiento de todo tipo de negocios. Por supuesto, esto es el resultado de una optimización de sus procesos, gracias a la reducción de horas hombre empleadas en dichas tareas.

Uno de los sistemas que mejores resultados ofrece, es sin duda los ERP, los cuales podrían considerarse una inversión inteligente si eres dueño, accionista o directivo de un negocio en crecimiento.

Tabla de contenido:

¿Qué es un ERP?

Principales beneficios de usar un ERP en tu empresa

¿Qué es un ERP, cómo elegir un ERP?

Antes de profundizar en los beneficios que supone usar un ERP, es válido aclarar de que se trata. Básicamente, es una herramienta o programa que permite controlar todos los departamentos de una empresa. Su funcionamiento permite obtener información en tiempo real de cualquier dato u información que se requiera. Una cualidad incuestionable de los ERP, es que son muy versatilitas y se pueden adaptar a todo tipo de requerimientos.

Por cierto, hay varios tipos de ERP, cada negocio, según sus propias características, elegirá el que mejor se adapte a su situación. Por ejemplo, hay ERP destinado a grandes corporaciones y otros para empresas pequeñas. También, hay ERP locales, cuya seguridad depende de las propias empresas y otros cuya información se almacena en la nube.

Principales beneficios de usar un ERP en tu empresa

Los ERP son un aliado indiscutible para optimizar todas las áreas de tu negocio. Una herramienta que te permite gestionar tu empresa de forma simple y sin complicados procesos, tiene beneficios bastante importantes. Algunos de ellos son:

Puedes gestionar la documentación de tu empresa

Es decir, al alcance de un clic puedes obtener toda la documentación de tu empresa almacenada en su base de datos. Te permite segmentar según los requerimientos de la compañía.

Procesos automatizados

Algunos procesos manuales pueden reducir la productividad de tu negocio. Automatizarlos, te ayudará a reducir costos de formas nunca antes vistas. Por ejemplo, realizar las facturas, ordenes de pedidos, entre otras acciones, de forma automática y en segundos.

Monitoreo del inventario, cuentas pendientes y pedidos

Otra forma de optimizar tus procesos, es tener información precisa sobre la cantidad de inventario disponible, los pedidos que están por salir y los pagos pendientes a proveedores u clientes.

Protección de datos e información

Un punto muy importante, la información de tu empresa debe ser confidencial y de caer en manos equivocadas puede traerte grandes problemas. Con un ERP puedes almacenar de forma segura toda la información que quieras. La invulnerabilidad está garantizada.

Informes detallados

Los ERP se encargan de elaborar un informe con los datos previamente solicitados en un tiempo determinado. Esto te permite tener información relevante a la mano cuando lo necesites.

Fácil de usar y adaptable a cualquier tipo de negocio

Sin importar el sector al que pertenezca tu negocio hay un ERP que puedes utilizar. Asimismo, no requieres tener experiencia previa ni pasar horas viendo tutoriales para entender el funcionamiento de este tipo de programas.

Como has podido notar, los beneficios de usar un ERP en tu negocio son indiscutibles. Sin duda, las ventajas superan con gran ventaja la inversión requerida. Los tiempos actuales, requieren de mecanismos eficaces que permitan mejorar nuestra posición en el mercado. Por supuesto, los ERP son uno de esos programas que no pueden faltar en tu portafolio.

Deja un comentario